Arte Sin Tiempo

ARTE SIN TIEMPO
Acervo de la Fundación Cultural “Trabajadores de Pascual y del Arte” A.C.

Presentación

El origen de la Colección Pascual nos remite inevitablemente, a evocar la decisión y coraje que mostraron los trabajadores de Refrescos Pascual durante su lucha laboral (1982-1985), que generó simpatía y apoyo entre la comunidad artístico plástica además de otros sectores de la sociedad para el arranque del proyecto Cooperativo que inició en 1985.

En el tránsito para la conformación de lo que hoy es la Sociedad Cooperativa Trabajadores de Pascual, y tras el apoyo decidido de amigos como la promotora boliviana Ingrid Koester, los artistas plásticos Mario Orozco Rivera y Jesús Álvarez Amaya, y la crítica de arte Raquel Tibol, convergieron de manera atípica, las muy diversas tendencias de expresión artística, que en el primer lustro de esa década emanaban de los principales ámbitos de la producción y distribución de las artes visuales en la Ciudad de México -el Salón de la Plástica Mexicana, el Taller de Gráfica Popular, la Escuela de Pintura, Escultura y Grabado La Esmeralda del INBA, la Escuela Nacional de Artes Plásticas de la UNAM y artistas independientes- para la donación de obra plástica que habría de ser subastada con el fin de obtener recursos y así continuar con el proyecto cooperativo.

Sin embargo, diversas razones imposibilitan la subasta y comercialización de la obra donada, por lo que queda en manos de los trabajadores convirtiéndolos así en custodios de este invaluable patrimonio de los mexicanos.

Finalmente en octubre de 1991, los trabajadores de la Cooperativa Pascual deciden constituir la Fundación Cultural “Trabajadores de Pascual y del Arte”, A. C., cuya actividad primordial pretende incidir en la calidad de vida de los propios trabajadores y del pueblo en general como una respuesta al apoyo solidario recibido en los duros años de lucha laboral, siendo el acervo plástico acopiado, su corazón.

Hoy en día la Fundación Pascual cuenta con poco más de 1800 obras -donaciones en su gran mayoría- exponiéndolas en muy diversos espacios de Instituciones públicas y privadas de diferentes plazas de la República Mexicana y la Ciudad de México, trabajo que le ha permitido convertirse en un promotor y difusor de las Bellas Artes reconocido ya a nivel nacional.

En este contexto, presentamos la exposición “ARTE SIN TIEMPO”. Con ella, no sólo realizamos un pequeño reconocimiento y agradecimiento a todos aquellos artistas que se solidarizaron con nuestro movimiento de huelga; sino también, ofrecemos al visitante un recorrido -complementado con obras del Instituto Estatal de la Cultura- donde pueda disfrutar y apreciar la gran variedad y riqueza de la plástica mexicana realizada en las últimas décadas del siglo XX, deleitando la vista con colores y temas que ofrecen los trazos de la gubia, el óleo, el acrílico y la delicadeza del lápiz y la tinta, reconociendo paisajes y figuras humanas.

Al final la diversidad del conjunto recuerda que el hilo conductor de “ARTE SIN TIEMPO,” es destacar el trabajo que artistas, obreros y sociedad, se ha visto materializado en la labor de difusión que continúa vigente por parte de la Fundación Cultural Pascual.

Hoy a casi 35 años de la conformación de la Sociedad Cooperativa Trabajadores de Pascual, S. C. L., y a más de 28 años de la creación de nuestra Fundación Cultural, los trabajadores de Pascual reiteramos nuestro agradecimiento y compromiso con la sociedad mexicana, asimismo, agradecemos al Instituto Estatal de la Cultura y al Museo del Pueblo de Guanajuato, el permitirnos continuar con la labor de difundir nuestros acervos, esperando que con ello, podamos seguir aportando nuestro granito de arena en el desarrollo cultural de nuestro país.

Fundación Cultural Pascual



- Ejes Temáticos

Acceso a la Unidad de Transparencia y Archivos del Poder Ejecutivo
Menú